Japón conmemoró hoy el 40 aniversario de la devolución por parte de EEUU de la soberanía del archipiélago de Okinawa (suroeste), donde todavía permanece abierta la polémica por la presencia de bases militares estadounidenses en las islas.

El aniversario tiene lugar después de que el pasado abril Tokio y Washington alcanzaran un histórico acuerdo que supondrá la salida de Okinawa de 9.000 soldados, que serán enviados a las islas estadounidenses de Guam, Hawai y a otras bases del Pacífico.

EEUU mantuvo el control del archipiélago de Okinawa durante 27 años tras la II Guerra Mundial y no lo devolvió a la administración nipona hasta 1972, e incluso después de esa fecha mantuvo allí la gran mayoría de sus fuerzas militares en Japón.

Cuatro décadas más tarde, este territorio insular aún alberga más de la mitad de los 48.000 soldados de EEUU y el 74 por ciento de las bases militares terrestres que Washington mantiene en Japón.

Durante una ceremonia con motivo del aniversario, el primer ministro nipón, Yoshihiko Noda, insistió en su compromiso de “aliviar la tensión” de los habitantes del archipiélago en relación a las bases militares, y se mostró consciente de que “se han convertido en una pesada carga para la gente de Okinawa”.

Por eso, recalcó que afrontar esta cuestión es “uno de los retos más importantes” de su Gabinete, informó la agencia Kyodo.

La ceremonia tuvo lugar en la ciudad de Ginowan, que alberga la controvertida base aérea de Futenma, cuyo futuro traslado ha sido uno de los puntos más polémicos entre EEUU, Japón y los propios residentes de Okinawa.

Vía: ABC

Cada vez que me acuerdo de que Okinawa fue parte de EEUU me acuerdo del abuelo de una amiga mía Okinawense el cual nos contaba que el siempre había usado dolares y conducido coches por la derecha en Okinawa hasta que de un día para otro cambio la moneda y las normas de trafico.