Para nadie es un secreto que Japón es uno de los país con la tasa más elevada de suicidios. Tradicionalmente el bosque Aokigahara, también conocido como Jyukai (Mar de Árboles) es el lugar elegido por decenas de personas para quitarse la vida. Este bosque es muy extenso ocupa más de 3.000 hectáreas y esta ubicado a los pies del monte Fuji.


En el Japón feudal del siglo XIX, cuando las hambrunas y las epidemias azotaban a la población las familias más pobres abandonaban a su suerte a los niños y a los ancianos que no podían alimentar. Durante el siglo pasado el escritor Seich Matsumoto, publico una novela donde narraba el suicidio de uno de sus personajes en Aokigahara y 1993 otro escritor lanzo una guía para suicidarse donde recomendaba este bosque como un lugar idóneo para quitarse la vida.

En la década de los 70 las autoridades se vieron obligadas hacer batidas para encontrar los cadáveres de los suicidas. Anualmente 300 operarios se adentran en el bosque para localizar los cadáveres que no han sido encontrados por los visitantes y guardias forestales. Incluso la policía patrulla los alrededores en busca de posibles suicidas.El año 2002 marco un record histórico ya que se encontraron 78 cadáveres.


En todo Aokigahara hay carteles donde se puede leer: Un momento, por favor. La vida es un precioso regalo que te dieron tus padres. No te guardes tus problemas, compártelos, busca asistencia”.

JaponPop O_o

Fotos de: 31000999@N06, 19546327@N00, 19546327@N00, piouhgd