Un tema que le trae la atención a muchos que vienen a Japón son los móviles. ¿Son realmente baratos los móviles en Japón?. Pues los móviles japoneses en general suelen ser todos con mucha tecnología punta, camaras de varios megapixeles ( de 5 megapixeles ya hay unos cuantos desde hace tiempo), tarjeta Felica dentro del móvil para pagar en los establecimientos o en el tren, GPS, internet a varios MB, pantallas a todo color, navegadores web, Napster integrado para descargar musica, radio, mp3 etc.

Móviles con las características nombradas anteriormente suelen venderse a precios muy bajos 10000 yenes (70€) o algo por el estilo o incluso muchas veces los venden a 0 yenes. ¿Que barato no?, eso parece, pero la realidad es otra. Para comprar un movil hay que estar registrado como residente en Japón, ya que aquí no hay móviles de tarjeta y todos son de contrato, asi que es muy muy raro que le vendan un móvil a alguien que simplemente viene de turismo, ya que no estará registrado en Japón.
El tipo de contrato depende de la compañía, pero casi todos suelen tener un precio mínimo mensual alrededor de los 2000 yenes (14€). Con este precio no te entra ningún minuto en llamadas, así que si no usas el teléfono vas a tener que pagar esos 2000 yenes, y si lo usas pues 2000 yenes mas lo que te hayan costado las llamadas.

Luego tenemos el tema de internet. Casi todos los operadores tienen internet por paquetes, a mas trafico consumes mas pagas, pero hasta cierta cantidad. A partir de ciertos paquetes, se te aplica una tarifa plana, osea que si usas muchisimo internet sabes que no vas a pagar mas de cierta cantidad por internet, pero si lo gastas poco pagaras solo los paquetes que hayas consumido. La tarifa plana de internet suele estar por unos 3500 yenes (22,5€).

Y por ultimo tenemos que ese bonito móvil que te ha  regalado (o no), si paras el contrato antes de los 2 años te hacen pagar unos 20000 yenes (140€).

Pues si hacemos cuentas, y tenemos el móvil durante dos años para no pagar esos 20000 yenes de multa, nos sale a que 24 meses (2 años) multiplicado por 2000 yenes (precio que pagas tanto si usas como no el móvil) te sale a 48000 yenes (307€). Pues bien, entonces tenemos que nos han regalado un móvil que a los dos años les habremos devuelto 307€ simplemente por haber aceptado el regalo mas todo lo que consumamos en llamadas y en internet.

En Japón uno se pasa muchas horas dentro del tren, ya que se usa el tren para ir a cualquier sitio, así que durante esos largos trayectos tan aburridos casi todos usamos internet en el móvil para entretenernos. Yo he intentado no usarlo para ahorrar, pero el tener en el bolsillo un móvil con pantalla bastante grande, con navegador web e internet a alta velocidad, es algo irresistible, así que siempre acabo usándolo para no aburrirme en el tren y al final lo que pasa es que llego a consumir los paquetes de la tarifa plana y tengo un ¡Bonito móvil regalado! que sin hablar por teléfono me sale a 5500 yenes al mes (35€).