Seguramente estaréis artos de ir a un parking y empezar a dar vueltas para buscar un sitio libre para aparcar, y una vez encontráis el sitio libre tenéis que hacer las mil maravillas para meter el coche en ese ridículo hueco (que siempre tiene un biga para rascarte el coche).

En la mayoría de los parkings de Japón ya no existe este problema. Los parking de Japón son como estanterías, donde tu solo tienes que meter el coche en un ascensor y bajarte del coche. El “ascensor” se encarga de meter los coches en diferentes estanterías uno encima de otro, y para recoger el coche simplemente tienes que pagar el el ticket y el coche bajara automáticamente.

Para que lo entendáis mejor os he puesto dos videos que grabe hace unas semanas. el primer video es cuando dejas el coche en el parking, y el segundo de cuando lo recoges.